Cel. 15-4939-3999 / info@todosaludonline.com.ar

Señales para las futuras mamás

Señales para las futuras mamás
08/06/2018 TodoSalud

Durante la gestación del bebé surgen muchos miedos sobre los cuidados que se deben tener. Las causas que pueden hacer que un médico recomiende a una mamá que se quede en casa o en reposo son diversas.

Los motivos más frecuentes cambian según el trimestre de la gestación:

Primer Trimestre:

La causa más frecuente de reposo son las metrorragias del primer trimestre (pérdidas de sangre por vagina provenientes del útero) acompañadas ó no de hematomas retrocoriales (acúmulos de sangre detrás de lo que será la placenta) con necesidad no sólo de reposo absoluto sino de tomar medicación que evite contracciones uterinas, “fije el embarazo” y evite pérdidas de sangre como lo es la progesterona micronizada. Otra causa en este trimestre es la presencia de malestar a nivel gastrointestinal con la presencia de vómitos que cuando son incoercibles (no evitables a pesar de la medicación) pueden llegar a la deshidratación y necesidad de internación por ello o para evitar llegar a ello.

Segundo trimestre:

La causa más frecuente es la aparición de contracciones uterinas (amenaza de parto prematuro) con necesidad de estudios, reposo y medicación.

Tercer trimestre:

Ídem al segundo trimestre. Pueden sumarse la aparición de complicaciones en la gestación como la diabetes o la hipertensión arterial gestacional. En cualquiera de los tres trimestres pueden aparecer infecciones urinarias con necesidad de reposo por ser causantes de contracciones con riesgo de parto prematuro. Cuando las mismas afectan el riñón requieren internación con necesidad de antibióticos intravenosos.

Si a una mamá se le indica que debe permanecer en su casa, ¿Qué puede hacer?

Dependiendo de la causa que generó esa necesidad, se requerirá reposo absoluto ó vida tranquila (es decir reposo aunque no absoluto) pero sí quizás reducción de actividades, mayor cantidad de horas de sueño, mayor cantidad de horas de reposo en cama. Algunas veces, requieren medicación específica (por ejemplo para las pérdidas, diabetes, hipertensión, infecciones, etc.).

Una vez que el bebé nació es posible que la mamá tenga que pasar un tiempo más con él en la clínica u hospital y con cuidados especiales, ¿En qué casos?:

– Si hubo un nacimiento prematuro con un bebé que requiere cuidados específicos.

– Si está por mucho tiempo en la unidad de cuidados intensivos neonatales.

-Si el nacimiento es de término pero la mamá sufrió alguna complicación infecciosa postoperatoria en cesárea.

-Si el neonato presenta alguna malformación y requiere cirugías seriadas.

Lo importante es poder disfrutar del embarazo, llevando un control adecuado de los médicos, que en cada instancia sabrán cómo proceder para poder cuidar y recibir al futuro integrante de la familia.

Sobre el autor:
Dr. Sergio Paikovsky
M.N. 90.447 / M.P. 446.394
Obstetricia y Ginecología
Fundación Hospitalaria
www.fh.org.ar

 

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*