Cel. 15-4939-3999 / info@todosaludonline.com.ar

La importancia del contacto

La importancia del contacto
02/01/2014 TodoSalud
Manos de buda

Cuando se puede vivenciar que en la sutileza está la profundidad, iniciar un nuevo camino donde el contacto no sólo beneficia al que lo recibe sino que muy lejos de proporcionar cansancio, aporta al ejecutante, una inmensa energía, acompañada de indescriptible alegría interior. Existen hospitales en Estados Unidos, donde no sólo las enfermeras, sino las personas mayores se entrenan para trabajar con bebés que permanecen en la incubadora. De acuerdo a las estadísticas los chiquitos que son “acariciados” diariamente se tornan más tranquilos, responden más rápidamente a los estímulos y recuperan peso mucho más rápidamente que los que no fueron tratados con contacto.

Diferencia entre tacto y contacto

El tacto es el más rico de los sentidos ya que nos proporciona informaciones esenciales sobre el mundo que nos rodea, sus formas, su temperatura y consistencia. Gracias a él experimentamos la delimitación de nuestro cuerpo con el ambiente. El tacto es lo que va sintiendo uno en la periferia de la piel, pero no compromete la atención ni la intención. El tacto hasta puede ser mecánico, como lo es, muchas veces en una sesión de masajes donde el terapeuta desarrolla un trabajo perfecto, producto de una vasta experiencia, pero lo realiza rutinariamente, mientras su cabeza deambula entre sus conflictos familiares, sus obligaciones, el tiempo que falta para terminar la sesión y hasta la cantidad de movimientos que realizará en ese momento.

El contacto exige una actitud diferente, donde siempre está presente la atención. Hacer contacto es “darse cuenta” y ese acto incluye en nuestra conciencia, el campo magnético perceptible y eléctricamente mensurable que existe en el espacio que nos rodea. Por eso podemos tener contacto con otros seres humano o elementos vivos aún a través del campo de radiación. El contacto es una permanencia en el toque, por eso se convierte en diálogo y comunicación. Es aprender a “escuchar” la respuesta ante el tacto, para actuar en consecuencia. Es prestar atención mediante la observación dirigida, por eso compromete la relación con uno mismo y con el otro, por eso crea un vínculo más fuerte y produce cambios de tono (tensión-relajación) mucho más intensos, ya que ejerce influencia sobre el equilibrio entre el simpático y parasimpático proporcionándonos información precisa sobre la necesidad de disminución, estimulación o armonización de tensiones para restablecer la armonía .En otras palabras, implica la presencia permanentemente de la observación.

Beneficios del contacto

•Ausencia de esfuerzo por parte del operador
•Genera profundos cambios en el tono muscular (aumenta la capacidad de reacción del músculo
•Equilibra el “tono” en el sistema neuro-vegetativo. Influencia sobre el simpático y parasimpático (movimientos reflejos)
•Libera viejas emociones contenidas, eliminando bloqueos Bioenergéticos
•Resuelve tensiones profundas y rigidez muscular.
•Produce profunda relajación induciendo a estados meditativos.
•Crea indescriptible sensación de placer, paz y bien-estar
•Mejora las funciones vegetativas; cardiocirculatoria, circulación linfática, respiración, digestión, excreción, sueño y bienestar
•Previene y revierte el deterioro de las funciones articulares
•Mejora los reflejos posturales y de movimiento.
•Actúa sobre la alineación postural y toma conciencia de la misma.
•Desarrolla la sensibilidad y aumenta la percepción propio-ceptiva (de las partes internas del cuerpo) y extero-ceptiva (de lo externo al cuerpo)
•Aporta profunda información del estado corporal y emocional
•Produce aceptación de sí mismo (corporal, emocional e intelectual)
•Previene el estrés
•Aumenta la vitalidad
•Nos convierte en actores y observadores para hacer de cada propuesta, un hecho mágico único e irreproducible.

Actitud del terapeuta:

•Calma
•Seguridad
•Presencia – Observación.
•“Comodidad” corporal.
•Ausencia de desarmonías emocionales
•Movimientos tranquilos desterrando el esfuerzo

Principios incluidos en la técnica:

•Estimulación del tacto consciente
•Percepción de la actitud corporal del receptor
•Desarrollo consciente de la presencia de los huesos y los apoyos
•Conciencia del espacio bioelectromagnético y las regulaciones que se producen al influir sobre él.
•Experiencia del transporte (micro-elongaciones que involucran la estructura corporal)
•Rechazo de la fuerza.
•Movimientos activos y pasivos
•Micromovimientos de descompresión articular.
•Reequilibrio de centros energéticos.

Estiramiento inteligente

Aprendí de Francoise Meziére la importancia que reviste la integración de los micro-estiramientos, considerados como la herramienta más eficaz de la relajación. Y esto es tan importante, porque a excepción de fracturas y alteraciones congénitas, la tensión muscular es responsable de deformaciones óseas y articulares, ya que los músculos tiran de los huesos sobre los que se insertan, hasta logar que las superficies articulares dejen de corresponderse con la exactitud necesaria y el cartílago que rodea el extremo del hueso se desgaste. En el caso puntual de la espalda, al producirse un exceso de fuerza, es necesario estirar la musculatura posterior del cuerpo, para recuperar los espacios articulares eliminando el dolor y facilitando el movimiento. La buena noticia es que músculos y tendones conservan la capacidad de elongarse hasta el último día de nuestra vida, la única condición para logarlo es respetando el “cómo” y “cuando” en relación al desarrollo del masaje.

Espectro de aplicación

Además de representar una técnica de masaje corporal que compromete de 60 a 90 minutos de trabajo, existe una síntesis destinada a eliminar tensiones profundas de espalda, siempre respetando la correlación que existe entre una y otra zona de rigidez.

Trataré de ser más clara al hablar de esto: Resulta imposible eliminar la tensión escapular si no se libera la articulación sacro-ilíaca, pero a la vez no debemos olvidar que las contracturas en la cintura escapular, guardan relación con la “sobrecarga “de brazos y manos. Por esto, el trabajo debe ser tan abarcativo como preciso sobre los lugares mencionados.

De la misma forma se aborda la tensión de cuello, relacionada con la sobrecarga en miembros superiores y fundamentalmente acompañada de intensa compresión de mandíbula.

¿Y los pliegues gestuales del rostro? Prueben actuar sobre la zona posterior de cabeza y cuello, involucren la atención de mandíbula, siempre enfocando la intención hacia el hueso y verán los cambios. Pero para que un trabajo facial resulte verdaderamente gratificante, es bueno integrar miembros superiores, clavícula y escápula. Incluyendo el contacto, acompañado de la magia de la intención.

Sobre la autora
Beba Scally
Creadora del
B/S BIOMASAJE INTELIGENTE ®
www.bebascally.com

Para información sobre venta de DVDs de Biomasaje Inteligente:
TodoSalud, Área Productos (011)4502-1133 / (011)15-4024-3787
info@todosaludonline.com.ar

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*