Cel. 15-4939-3999 / info@todosaludonline.com.ar

Arco iris

Arco iris
20/11/2013 TodoSalud

El arco iris nace donde acaba la tierra y empieza el cielo. Une lo denso con lo sutil. Lo físico con lo etérico. Lo material con lo espiritual.

En la mitología griega “Iris” es la Mensajera de los Dioses. Se la representa como una hermosa joven de alas doradas, atravesando el cielo con un arco, de donde proviene la palabra “arco iris” que formaba con su estela. Con la velocidad del viento, de un extremo a otro del mundo, traía el mensaje de los Dioses. 

¿Por qué vemos el arco iris como un arco?

La formación de un arco iris, es un ejemplo de la dispersión de la luz solar por refracción en gotas de agua. Descartes (1596-1650), dejó dibujos en que se muestran rayos solares paralelos, que entran en una gota de agua esférica y dejó claro, cómo al salir de la gota en distintas direcciones, hay una, que corresponde a la desviación máxima, con una mayor abundancia de rayos y una acumulación de energía. Esta dirección, dependerá del color del espectro.

Demostró que los rayos correspondientes a cada color, después de las dos refracciones y la reflexión en el interior de la gota, al salir, forman un ángulo con la dirección de incidencia, que es de 40º para la luz violeta y de 42º para la luz roja.

Por tanto, todas las gotas situadas en un círculo que subtiende un ángulo de 42º hacia el observador, reflejaran fuertemente la luz roja y las que estén en un círculo que subtienda un ángulo de 40º reflejarán el violeta. Las que ocupen posiciones intermedias, darán lugar al resto de los colores del arco iris. Es por todo esto, por lo que cada color, nos dibuja en el cielo un círculo. Está originado como decimos, porque cada color, lo obtenemos como la intersección de una superficie cónica con el plano vertical que está bajo la nube.

Es por esto, por lo que vemos cada color del arco iris, en forma de arco y todo él, en forma de círculos concéntricos. Es interesante indicar que, si un observador está al nivel del suelo, como será el caso normal, verá una parte del arco iris, que irá aumentando si va ganando altura. De hecho, es posible ver desde un avión el arco completo. 

Mientras podamos percibir esas maravillosas expresiones divinas en la vida y en el mundo, el arco iris será un toque de atención a los hombres para que no olvidemos nuestros sueños, para que miremos al cielo, un cielo lleno de color, alegría y esperanza y no bajemos nuestra mirada al suelo de la tristeza y el pesimismo. En nuestras manos está la decisión.

Para TodoSalud
Vera Alaniz
Fuente: www.alucine.com / www.saludpura.com

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*